Casa Turia, por Nacho Carbó y Verena Velázquez

CASA TURIA es un proyecto sugerente y cálido, producto de la proximidad de la vivienda al extraordinario Jardín Botánico de Valencia. La naturaleza está pues en el origen de sus curvas de líneas de roble que se pliegan conformando los diferentes espacios de la vivienda.El programa se organiza así de modo flexible, ajustándose al modo de vida de su propietario, un joven cosmopolita para quién la idea de viaje y de tránsito es fundamental. Así pues, la curva, convertida en ocasiones en “aurora boreal solidificada” sobre los pasos de conexión de los distintos espacios, es la absoluta protagonista de la vivienda. Curvas de listones de roble que cambian de tonalidad a lo largo del día gracias a las reflexiones de la luz y a su propia geometría enfatizando el dinamismo de la vivienda y estableciendo un fructífero diálogo con el vecino jardín Botánico.Para profundizar en la relación de la vivienda con las copas de los centenarios árboles vecinos, el proyecto también plantea la unificación de los huecos existentes en dicha fachada, creando de este modo un espectacular mirador que introduce el jardín en la vivienda y transforma las antiguas ventanas en un auténtico cuadro de paisaje vivo y fluctuante.En cuanto a la distribución de los espacios habitables organizados en torno a la curva de listones de madera, todo es posible tras la misma, que tan pronto enmarca el espacio dedicado a cocina como esconde el baño o se abre para guiarnos a la zona de noche.El proyecto toma las palabras de Antoine de Saint-Exupéry en boca de El principito (el otro punto de partida fundamental del proyecto) cuando dice: “Mi dibujo no representaba un sombrero. Representaba una serpiente boa que digiere un elefante.” Todo depende de nuestra imaginación y como él mismo nos recuerda: “Caminando en línea recta no puede uno llegar muy lejos.”

Casa Turia, por Nacho Carbó y Verena Velázquez 2017-02-06T15:16:18+00:00

Project Description

Detalles del Proyecto:

Año: 2016


Proyecto: Ignacio Carbó y Verena Velázquez


Fotografía: Juan F. González